GOTITAS POR LA VENA
una y otra vez, vuelvo a empezar...
23.10.03

Entre algunas de las cosas que perdí estos últimos años, se me extravió Italia, la del verano apacible y el invierno nebuloso. Con sus trenes imposibles, bellezas de piedra, murallas de cuento, risas, griterío y manos, muchas manos. Apenas me queda el recuerdo del paladar para alimentar mi nostalgia y algo de música.
Entre muchas de las cosas que descubrí, me encontré con Paris, el de Miller y el de Cortázar. Con sus marquesinas enanas, espacios infinitos, borracheras de vino, princesas despistadas, trompetas, tejados y ojos, muchos ojos. Conservo la felicidad asomada a una ventana, esperando siempre, volver pronto.
La escritura de Daniel y las fotos de Man hacen que me acerque un poco más a los lugares que extraño, para no conformarme solo con soñar que regreso.
Muchísimas gracias a los dos.

escrito a las 1:53 a. m. por Teresa

Publicar un comentario

0 comments
18.10.03




El mar vomitó la rosa a mis pies
cargada de un mensaje espinoso.
Las noches de verano habían muerto.


escrito a las 11:46 a. m. por Teresa

Publicar un comentario

0 comments
17.10.03

Me muevo entre líneas invisibles, las que forman las miradas al cruzarse o al perderse. Pueden ser rectas o torcidas, dulces o siniestras, de reojo, líquidas, arrogantes… muy pocas llegan más allá de la retina, mueren en el mismo instante en que aparto la vista. Pero se repiten, cada día, en otros ojos, otros lugares, ocupando todo el espacio que pretende estar vacío.
En el tren, mientras el hombre de pelo gris me observa al quitarme la chaqueta para sentarme, veo como el chico de enfrente ojea el libro que lee la mujer que tiene al lado, ella levanta la vista al llegar a la estación para encontrar al que espera, mirando de frente la ventana y así se forma una cadena interminable, infinita, olvidada por la costumbre.
Por eso algunas veces, todavía me sorprende, cuando mis pupilas reposan en otras y por alguna extraña razón que todavía desconozco, puedo reconocerme.


escrito a las 12:48 a. m. por Teresa

Publicar un comentario

0 comments
14.10.03

MI HERMANO SI QUE TIENE ARTE



escrito a las 12:47 a. m. por Teresa

Publicar un comentario

0 comments
8.10.03

En mis sueños, anoche, me pareció que había muerto el único pez que me queda. Vaciaba la pecera en el water y tiraba de la cadena, justo en el preciso instante en que me daba cuenta de que estaba vivo…demasiado tarde.
Ahora lo observo, solo, manteniendo su inexpresiva mirada. No sé que me da más pena, pensar que es posible que esta vez también se cumpla el sueño o que siga resistiendo, aguantando, sobreviviendo a una existencia miserable.
Siento que si muere, morirá una parte de mi, pero no se si perderé algo valioso o me desprenderé al fin de una carga, por eso soy incapaz de hacer nada, solo lo miro y espero a que él decida mi propio destino.

escrito a las 12:48 a. m. por Teresa

Publicar un comentario

0 comments
3.10.03

¿CUÁNTA VIDA PUEDE ENCERRAR UNA GOTA DE ORO?



escrito a las 2:05 a. m. por Teresa

Publicar un comentario

0 comments
2.10.03

Una vez, paseando por el parque, me comentaste, distraída, que te gustaban esos árboles de hojas pequeñas, que se mecían deprisa con el viento, formando miles de espejos. Eso dijiste ¿recuerdas? Te fascinaban, podías pasar horas mirándolos. Y durante ese día creí en ti, en la belleza de tus sentimientos, te sentí cercana, intenté descubrir el secreto de tus sueños perdidos, me dediqué a observarte con amor, tan de cerca, que me tropecé con tu alma acorazada, podrida por el miedo, diciéndome adiós sin mirarme a los ojos.
Ahora ha llegado el otoño, y esos árboles pronto mostrarán sus ramas desnudas, ya no te quedará nada que te haga sentir viva.

escrito a las 1:43 a. m. por Teresa

Publicar un comentario

0 comments